ES Inicio
ES

51 cosas que nunca has agradecido a tus padres y que ahora quisieras hacerlo

Como reza el dicho popular español, “madre no hay más que una y como la mía ninguna”. Pero nosotros vamos más allá, porque creemos que en muchas ocasiones la razón de nuestra vida es por doble motivo, así que multiplicamos esta compleja cuenta que da como resultado: “padres no hay más que unos y como los míos, ningunos“.

Foto: Kiwo

En estos momentos, previos a la boda o incluso cuando ésta ya ha pasado, en los que tus sentimientos están a flor de piel, es necesario saber y reconocer que no siempre somos todo lo cariñosas y agradables que quisiéramos, sobre todo con ellos: papá y mamá, el pare i la mareaita y ama. Da igual cómo lo digamos, son ellos, dos de las personas más importantes de nuestras vidas. Es ahora cuando hay que agradecerles tanto:

1. Gracias ante todo por darme la vida.

2. Por enseñarme cosas básicas del día a día como disfrutar de los pequeños detalles.

3. Por permitirme no tener miedo y, a la vez, tenerlo cuando se necesita.

4. Por obligarme a hacer algo por mi bien.

5. Gracias por cuidar siempre de mí.

6. Por hacer que las fechas importantes siempre sean especiales, de una manera o de otra.

Foto: Momenta Bodas

7. Por los abrazos infinitos.

8. Y por los besos, antes y después de dormir.

9. Por hacer los días grises menos grises.

10. Por quitar de mi mente las pesadillas.

11. Por apoyarme en todo, desde que empecé el colegio hasta el día de hoy.

12. Gracias por permitir que nunca me falte de nada.

13. Por ayudarme en cada momento de la organización del gran día, incluso con la lista de boda.

Foto: Alicia Nacenta

14. Por confiar en mí.

15. Por permitirme sentirme orgullosa de teneros como padres.

16. Por demostrar siempre el amor que me tenéis.

17. Por estar en todo momento que caigo, como por ejemplo cuando empecé a dar mis primeros pasos o cuando monté por primera vez en bici.

Foto: Momenta Bodas

18. Por enseñarme lo que es querer a una hija.

19. Gracias mamá por enseñarme que el amor es la fuerza más grande que existe.

20. A mi padre por afrontar los problemas con entereza y saber responder ante cada imprevisto.

Foto: Ernestine et sa famille

21. Gracias por enseñarme a valorar lo material e inmaterial.

22. Por ser el ejemplo perfecto de esfuerzo y sacrificio.

23. Por no dejarme nunca sola.

24. Por darme a mis hermanos.

25. Por la protección desde que nací y que hoy sigo sintiendo.

26. Gracias por aceptarme como soy.

27. Por valorarme.

28. Por mimarme hasta límites insospechados.

29. Gracias por hacerme sentir familia, por ser una piña.

Foto: BlancaGelo

30. Por (casi) enseñarme a volar.

31. Por tener los mejores recuerdos del mundo.

32. Por ayudarme a ser realista y saber tener los pies en la tierra.

33. Por tener un álbum lleno de fotografías, aunque ello supusiera haber gastado un carrete de fotos en solo una tarde cuando era pequeña.

34. Gracias por las llamadas, mensajes y los whatsapp a deshora.

35. Por la preocupación que mostráis siempre que estoy enferma.

36. Por curarme con besos.

37. Por jugar conmigo de pequeña (y también siendo grande).

38. Por regañarme cuando algo está mal hecho.

Foto: Petritas Moda Infantil

39. Por “obligarme” a hacer la tarea y meter presión cuando llegaban los exámenes finales.

40. Por motivarme a la hora de trabajar.

41. Gracias por las conversaciones por la mañana, por la tarde y por la noche.

42. Por hacerme crecer como persona.

43. Por ser agradecidos con todo y todos.

44. Gracias por mostrarme el significado de la palabra ohana.

45. Por enseñarme a ser quien soy.

Foto: Banako Photo

46. Por creer en mí.

47. Por ser un ejemplo a seguir como pareja, como marido y mujer, como amigos y como padre y madre.

48. Gracias por hacerme feliz.

49. Por tanto.

50. Gracias por ser lo mejor que tengo en la vida.

51. Y gracias por ser los mejores padres que una hija puede tener.

La familia es tan importante que no debe olvidarse nunca ni dejarse atrás. Aunque se construya una nueva familia, los padres y hermanos siempre deben estar presentes en nuestras vidas. A ellos sería bueno agradecerles de vez en cuando cada detalle y así enriquecer mutuamente la relación.

Además, si te ha gustado este post puedes saber por qué una novia necesita a su padre ahora y siempre y, por supuesto, como no puede ser menos, también a su madre.

Contacta las empresas mencionadas en este artículo:

¿Te ha gustado este artículo? Compártelo

Más información

Escribir un comentario

Crea gratuitamente una web perfecta para tu boda

100% personalizable y con cientos de diseños para elegir. Ver más diseños >

¿Trabajas en el mundo de las bodas?
Si tienes una empresa de bodas o eres un profesional, Zankyou te ofrece la oportunidad de dar a conocer tus servicios a miles de parejas de novios que nos eligen para organizar su boda en mas de 19 países. Más información