ES Inicio
ES

7 tipos de personas que no están hechas para casarse

Seguro que más de una vez lo has pensado: esta persona no se casará nunca. Y es que hay determinados tipos de persona que no parecen estar destinados a contraer matrimonio. Enamorarte de uno de ellos no suele ser buena idea, porque será muy difícil que vuestra relación llegue a buen puerto. ¿Quieres saber cuáles son? ¡Te lo contamos!

Foto: Norma Grau.

1.- El/la independiente: No nos referimos a esas personas que tienen capacidad para arreglárselas por si solas en determinadas situaciones sin que ello se convierta en un problema, ni a aquellas que pueden ir al cine solas un sábado sin tener ningún tipo de complejo. Sin embargo, si estás saliendo con un chico o una chica que cada poco tiempo necesita su espacio y eso implica alejarse de ti durante un tiempo y no incluirte en sus planes, es complicado que lo vuestro pueda llegar a buen puerto. Habrá un momento en que uno de los dos querrá dar un paso más en la relación y el otro no estará dispuesto a hacerlo. En este sentido, no te pierdas este post sobre las preguntas que toda pareja debe hacerse antes de casarse.

2.- El/la egoísta: Si tu chico o tu chica no es capaz de ceder en nada, nunca te pone como prioridad y lleva el yo por bandera allá donde va y en cualquier situación que se presente, es muy difícil que se pueda convertir en tu media naranja. Las personas que no están dispuestas a ceder parte de su libertad nunca pueden ser felices en una relación, en la que, irremediablemente, hay que renunciar a ciertas cosas, tal y como te contábamos en este post con las claves para la convivencia funcione.

Foto: Coralie photography.

3.- El/la celoso/a compulsivo/a: Puede que en algunos casos sea posible superar los celos y que la relación funcione, pero no hay duda de que introducirte en una relación en la que los celos son los grandes protagonistas y la desconfianza es la característica principal supone un desgaste muy importante. Las personas extremadamente celosas, por lo general, no están preparadas para afrontar de manera madura una relación y pueden hacerte mucho daño. No te olvides de leer este post con las 9 cosas que nunca deberías hace a tu pareja.

4.- El/la eterna juerguista: Llegados a una determinada etapa de nuestras vidas, a la mayoría nos apetece sentar la cabeza y formar una familia, (si no es con hijos al menos sí con una pareja). Los eternos juerguistas intentan escapar de esa realidad y buscan ser adolescentes para de por vida. Por eso es muy difícil que triunfe una relación con ellos: será como salir para siempre con un adolescente de 15 años.

Foto: Femme Gribouillage.

5.- El/la “renegado/a”: Seguro que has conocido a alguna de esas personas que ha fracasado en una relación (generalmente larga) y que a partir de ese momento deja de creer en el amor. Su intención, a partir de entonces, es solo pasarlo bien sin que en ningún momento se le pase por la cabeza poder tener otra relación estable. En este caso, aunque es difícil que la relación llegue a tener un final feliz, puede conseguirse si da con la persona adecuada.

6.- El/la ligón/a empedernido/a: ¿Nunca has conocido a una de esas personas que van de pareja en pareja como si fueran una abeja de flor en flor? Muchas de ellas acaban sentando la cabeza cuando encuentran a la persona ideal, pero otros no llegan a encontrarla nunca y su único interés sigue siendo pasar de un ligue a otro para el resto de su vida. Con ellos, una relación acaba siendo imposible.

Foto: Annie Gozard.

7.- El/la  enamorado/a de su trabajo: No queremos decir con esto que porque te guste tu trabajo seas una persona que no está hecha para las relaciones. Pero si tu trabajo siempre está por delante de cualquier pareja que puedas tener o de cualquier relación que has emprendido, lo sentimos pero probablemente sea porque una parte de ti sabe que no estás hecho para las relaciones. Que te guste aquello a lo que te dedicas es genial, pero debes tener presente que una relación requiere compromiso y dedicar tiempo a la otra persona. Si tu trabajo siempre va primero y tienes un horario muy exigente, es difícil que tu pareja pueda aguantar mucho tiempo esa situación.

Pero sobre todo, recuerda que aunque esta clasificación pueda responder a tópicos, cada relación es diferente y lo más importante es que los dos estéis cómodos y felices con vuestro papel en la misma. En el amor, no hay reglas y por eso debes ser tú misma la que valore si tu pareja está o no hecha para ti.

Fotos: Norma Grau, Coralie photography, Femme Gribouillage y Annie Gozard.

Contacta las empresas mencionadas en este artículo:

¿Te ha gustado este artículo? Compártelo

Más información

Escribir un comentario

Crea gratuitamente una web perfecta para tu boda

100% personalizable y con cientos de diseños para elegir. Ver más diseños >

¿Trabajas en el mundo de las bodas?
Si tienes una empresa de bodas o eres un profesional, Zankyou te ofrece la oportunidad de dar a conocer tus servicios a miles de parejas de novios que nos eligen para organizar su boda en mas de 19 países. Más información