ES Inicio
ES

Tendencias bodas 2011: fotografía pre-boda

Pre-boda en París - Adrián Tomadin

París, la ciudad de la luz, del amor, del romanticismo… y la ciudad de la que guardamos un recuerdo especial, no solo en nuestra memoria, sino también en nuestras retinas. Y todo gracias a este último viaje, el de nuestra pre-boda. La verdad es que no tengo muy claro como hemos terminado en París. Bueno sí, todo ha sido gracias a nuestro fotógrafo, Adrián Tomadin, y sus ganas por hacer de nuestra boda una obra de arte.

Adrián TomadínSaber más sobre “Adrián Tomadín”
Pre-boda en París - Adrián Tomadín

Cuando comienzas a organizar una boda todo es un caos, aunque gracias a Internet muchas cosas salen solas. Y así es como conocimos a Adrián. Para nosotros era muy importante elegir un buen fotógrafo, sobre todo por la idea que tenemos del reportaje de boda. No queremos fotos de boda de posar, porque no somos nada fotogénicos. Queríamos encontrar a alguien que contará nuestra historia y Adrián fue la mejor elección.

Adrián TomadínSaber más sobre “Adrián Tomadín”
Pre-boda en París - Adrián Tomadín

La idea de la pre-boda no la conocía. Ninguno de nuestros amigos ni familiares recién casados lo habían hecho, pero investigando en la red, encontré pre-bodas americanas impresionantes. Aunque nos parecían más un reportaje fotográfico, nos gustó mucho la idea, ya que queríamos hacernos fotos juntos en familia… y con familia me refiero a nuestro pequeño Leoncio, un yorkshire de 4 años que nos ha robado el corazón.

Adrián TomadínSaber más sobre “Adrián Tomadín”
Pre-boda en París - Adrián Tomadín

La primera vez que quedamos con Adrián la cosa quedó en eso, una pre-boda para hacernos fotos con nuestro perro, y tan felices. El caso es que no solo hemos quedado una vez, sino varias. La idea de Adrián es conocernos mejor para que él pueda contar nuestra boda desde otro punto de vista, así que eso hicimos, quedar con él a tomar unas cañas y charlar. Los tres hemos conectado y a mi chico, Arturo, y a mí nos fue muy fácil hablar sobre nuestros sentimientos, deseos y expectativas, por lo que un tema llevó a otro y le contamos a Adrián nuestra pedida de mano. Podéis imaginar el lugar, París. El motivo de elegir esta ciudad no es porque sea la ciudad del amor, sino porque mi película favorita es Moulin Rouge.

Adrián TomadínSaber más sobre “Adrián Tomadín”
Pre-boda en París - Adrián Tomadín

En ese mismo instante Adrián nos soltó “¡Vámonos a París para hacer la pre-boda!”. Arturo y yo nos miramos con cara de este está loco, pero le escuchamos. Realmente su propuesta encajaba a la perfección con lo que nosotros queríamos del reportaje de la boda, contar una historia desde el principio hasta el final, desde la pedida hasta la boda. El hándicap como siempre era el dinero. Una boda es un gasto muy importante y un viaje a París se nos iba de las manos.

Afortunadamente, a mi chico le pareció una gran idea. Sería algo especial para nosotros, que lo disfrutaríamos a lo grande y que teníamos que hacer lo posible para poder permitírnoslo… y, además, en la actualidad viajar a París es pan comido, solo se necesitan ganas e Internet, y las compañías low cost hicieron el resto.

Adrián TomadínSaber más sobre “Adrián Tomadín”
Pre-boda en París - Adrián Tomadín

Hemos vivido dos días intensísimos en París. El viaje comenzó un domingo a las 5 de la mañana, con los ojos pegados y nuestras maletas llegamos al aeropuerto. Pese a las horas que eran, fui incapaz de pegar ojo en el avión. Me imagino que las ganas y los nervios tendrían algo que ver. Arturo, sin embargo, no puede decir lo mismo.

El reportaje comenzó desde el primer momento. Pedimos un suculento desayuno que teníamos que inmortalizar. Y ya en París, hemos recorrido de nuevo la Torre Eiffel, el Louvre, los Jardines de Luxemburgo, Notre Dame, el Sena y, por supuesto, Montmartre. Un viaje de nuevo inolvidable.

Adrián TomadínSaber más sobre “Adrián Tomadín”
Pre-boda en París - Adrián Tomadín

La verdad es que no sabíamos cómo iba a salir esta experiencia, ¡irnos a París con un fotógrafo! Reconozco que todo el mundo al que se lo contábamos alucinaba. No teníamos muy clara la idea de cómo sería eso de dejarte fotografiar delante de miles de personas y sin ninguna experiencia previa, pero fue muy fácil. Realmente era como ir con un amigo, que te hacía fotos (me ahorré llevarme la cámara) y, pese a la multitud, pasábamos desapercibidos.

Esto de la pre-boda nos ha encantado, y por supuesto que ha merecido la pena. En primer lugar, por el viaje, siempre es agradable volver a París. En segundo lugar, por la experiencia con Adrián, que ha dejado de ser un “desconocido”, ha dejado de ser simplemente el fotógrafo, y sé que el día de la boda vamos a estar mucho más cómodos. Y, por último, ha merecido la pena porque el reportaje es precioso.

Nosotros le recomendamos esta experiencia a todo el mundo. La boda no solo es un día… es una historia de la que hay que disfrutar cada minuto.

Si te ha gustado este artículo, quizás te interesen fotógrafos para bodas en Madrid.

Contacta las empresas mencionadas en este artículo:

¿Te ha gustado este artículo? Compártelo

Más información

Comentarios (4)

Pimachín
05/05/2011

Qué buena idea, tomo nota!

Responder
39702
06/05/2011

Que buen reportaje!! Y unas fotos geniales!

Responder
Adrian Tomadin
16/05/2011

http://vimeo.com/22286217

Para ver el Making Off de la pre-boda!

Responder
Amaya
19/05/2011

Gracias Adrián y enhorabuena por tu excelente trabajo :)

Escribir un comentario

Crea gratuitamente una web perfecta para tu boda

100% personalizable y con cientos de diseños para elegir. Ver más diseños >

¿Trabajas en el mundo de las bodas?
Si tienes una empresa de bodas o eres un profesional, Zankyou te ofrece la oportunidad de dar a conocer tus servicios a miles de parejas de novios que nos eligen para organizar su boda en mas de 19 países. Más información