El peligro de las bodas forzadas: Unicef lucha contra los matrimonios infantiles en África

El informe "El logro de un futuro sin boda infantil: Enfoque en África Occidental y Central" pretende alertar del problema y buscar soluciones.

  • Planear la boda
  • International

El Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) es uno de los principales organismos de actuación sobre África. Uno de sus objetivos, expresado en el informe emitido desde Dakar (Senegal), “El logro de un futuro sin boda infantil: Enfoque en África Occidental y Central”, es terminar con los matrimonios infantiles en las regiones nombradas en el documento. Este mal frena el progreso de un continente en estado permanente de alerta.

guardarUnicef
Foto: Unicef

África es uno de los grandes continentes de nuestra tierra, pero también uno de los más deteriorados. A la alta tasa de pobreza se le suma una flagrante reducción de los derechos humanos, potenciada por la falta de recursos y el aprovechamiento de dicha ausencia por los líderes. Y como en toda sociedad por desarrollar, las mujeres siempre reciben la peor parte, independientemente de su edad. Los matrimonios infantiles son una constante que, según el informe mencionado, ha aumentado en los últimos tiempos, con  1,7 millones de uniones al año. 

El índice actual de bodas infantiles es una mala noticia que dificulta también el fin de dichos procedimientos en un futuro próximo en África Occidental y Central. Fatoumata Ndiaye, directora ejecutiva adjunta de Unicef, es clara al respecto: “Con las tasas actuales tomará más de 100 años eliminar el matrimonio infantil en la región“. Actualmente, prevalece en los 15 años de edad y en países como Níger, República Centroafricana, Chad, Malí, Burkina Faso y Guinea. La actuación sobre el problema debería ser inmediata, aprovechando el rápido crecimiento de la población y la alta prevalencia, lo que podría reducir el número de niñas que se casan al año.

Pero, ¿qué provocan este tipo de bodas? Además de la violación de los derechos de todas las víctimas, estas uniones colocan un cerrojo a la educación de las pequeñas: “Llevar a las niñas a las escuelas debería ser nuestra principal prioridad. No solo porque ayuda a las niñas de por vida, sino porque también ayuda a sacar a sus familias, sus comunidades y sus países de la pobreza”, explica Ndiaye.

El futuro de África depende de la ayuda de Occidente, pero también de sus propios ciudadanos y de su capacidad para llevar el progreso. Con mayor y mejor educación, y con el aumento de personas escolarizadas, se dará el paso que todavía no se ha producido en el continente. “Cuando los niños se casan, sus perspectivas de una vida saludable y exitosa disminuyen drásticamente, y a menudo desencadena un ciclo intergeneracional de pobreza”, comenta Ndiaye.

De hecho, esta práctica no solo atenta contra la educación de las niñas, sino que convierte a las pequeñas en potenciales víctimas de violencia de género y de VIH, males que aumentan sus probabilidades de aparición con los matrimonios infantiles. El fin de estas uniones supondría una mayor supervivencia de su población y, como consecuencia, del conjunto de sus países.

guardarUnicef
Foto: Unicef

Estas bodas suponen un retraso que Unicef ha decidido eliminar implacablemente. El futuro es de los niños y niñas que, en todos los continentes del mundo, buscan la libertad y la capacidad de luchar por un mundo mejor. Este es el primer paso para conseguirlo.

Quizás también te interese:

¡Peligro! Aprende a detectar 7 señales de infidelidad

Estas eran las 10 normas para casarse que debían seguir las mujeres en el siglo XIX

¡Princesa por sorpresa!: esta joven conoce a un príncipe sin saberlo y se casa con él

Selecciona a los proveedores que quieres contactar

¿No te quieres perder las últimas novedades para tu boda?

Suscríbete a nuestra newsletter

Escribir un comentario

Lista de bodas Zankyou ¡Recibe el 100% de tus regalos en cash!