Érase una vez una boda de cuento bajo la delicada luz del invierno

Érase una vez una boda de cuento bajo la delicada luz del invierno

Si vas a dar el "sí, quiero" este invierno y todavía estás cerrando algunos detalles decorativos, inspírate con las propuestas que encontrarás en esta sesión de invierno.

  • Real weddings
  • Shooting

Todo empezó una mañana de invierno en el campo, a las afueras de la ciudad, donde se respiraba aire puro y fresco, y donde predominaba la naturaleza y tranquilidad. Porque como bien defiende el fotógrafo Rubén Mejías, no hay nada como enfundarse en un abrigo y sentir el frío en nuestra piel, ese movimiento de encoger los hombros por las bajas temperaturas y esa sensación de estar dentro de una cabaña y recostarse en un sofá con una manta… No, no hay nada como el clima y la luz del invierno que invita a desconectar y a dar un bonito y romántico paseo abrazados, como hacen los protagonistas de este shooting tan especial que realizó el fotógrafo madrileño en compañía de otros grandes colaboradores.

guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías

La luz que desprende los meses más fríos del invierno es diferente a la que luce el resto del año, es menos fuerte, menos directa, más suave y más sutil, por eso Rubén siempre prefiere hacer sus reportajes bajo esta luz tan especial. Así que, no dudó ni un momento en contactar a su socia, Cristina Besnard para contarle su idea y hacer juntos este shooting que tanto tiempo le llevaba rondando en la cabeza. Él se encargó del reportaje fotográfico y ella del audiovisual.

El equipo de Special Day fueron los que le ayudaron con la organización y decoración de la sesión y para el estilismo de la novia contó con el talento y profesionalidad de su amiga Sandra Cordero, quien realizó a la modelo una preciosa trenza ladeada de estilo romántico que adornó con un tocado joya de color plata. Un peinado que iba acorde con el estilo del vestido y con la chaqueta de pelo de estilo bolero de color blanca.

guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías
guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías

Para el vestido de novia acudieron a la boutique Gala Novias, donde Pilar y Nuria le hicieron pasar una tarde muy agradable y divertida. Le asesoraron sobre el corte del vestido y le cedieron esta romántica pieza elaborada de encaje con escote barco y manga francesa. Un vestido con el que Elvira estuvo radiante y muy favorecedora.

guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías
guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías
guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías

¿No te quieres perder las últimas novedades para tu boda?

Suscríbete a nuestra newsletter

Del ramo de novia se encargó Ángela Rodera de Flor y Eventos y elaboró un ramo de lo más romántico y pasional en tonos rojos, donde predominaban las rosas rojas y frutos rojos. Apostar por el color rojo en una boda siempre es una buena idea pero has de hacerlo siempre en pequeñas dosis porque es un color muy fuerte, vibrante e intenso.

guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías
guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías

El color rojo también estuvo presente en los zapatos de la novia y en algunos complementos del novio que combinó con un elegante traje de chaqueta de color negro. Una excelente elección para ir acorde con la novia y no rozar lo ordinario y basto.

guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías
guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías
guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías

Elvira y Daniel son los que dan sentido a este shooting, ya que fueron ellos los que se ofrecieron a protagonizar la idea de Rubén Mejías. Se dieron el “sí, quiero” a la luz del atardecer, en pleno bosque bajo el manto de un delicado velo de encaje anudado a los laterales con dos pequeños ramos silvestres. Con grandes faroles blancos a sus pies, recorrieron un pasillo de delicados tarros de cristal con flores en su interior y toda la celebración estuvo ambientada en un estilo campestre, romántico y vintage.

guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías
guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías
guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías
guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías

Hubo taburetes blancos, cajas blancas de madera, jaulas con plantas en su interior, una cómoda de estilo retro de color azul con un teléfono antiguo, dulces y las iniciales de los supuestos “novios”.

guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías
guardarRubén Mejías
Foto: Rubén Mejías

Todos hicieron un papel magistral y juntos han creado uno de los editoriales más románticos e inspiradores para este invierno. ¡Enhorabuena!

Vestido de novia: Gala Novias | Maquillaje y Peluquería: Sandra Cordero | Floristería: Flor y Eventos | Decoración: Special Day | Fotografía: Rubén Mejías | Vídeo: Cristina Besnard | Modelos: Elvira y Daniel

Quizás también te interese:

Érase una vez… Una noche mágica: la boda de Blanca y Juan

Una sesión inspirada en la Bella y la Bestia: ¡un cuento de invierno!

Un baile bajo las estrellas del cielo de Málaga, la boda de Carmen y Ezequiel

Contacta con las empresas mencionadas en este artículo

Special Day Wedding planners
Gala Novias Tiendas de novia
Rubén Mejías Fotógrafo Fotógrafos bodas