Por ser un día tan especial como lo es vuestro día de boda, todo deberá quedar perfecto, y lo primero que debéis escoger es el lugar en donde celebraréis, ese lugar debe identificaros y encajar muy bien con el estilo de boda que queréis realizar.

Hacienda La Piconera es un hermoso lugar con encanto, en donde podréis hacer vuestra boda por todo lo alto, rodeado de maravillosos jardines, flora autóctona, se convertirá fácilmente en ese lugar con encanto en donde siempre soñasteis realizar uno de los mejores días de vuestra vida. La hacienda cuenta con un estupendo salón con capacidad para 350 personas para realizar el banquete de bodas, aunque también puedes celebrarlo al aire libre si lo deseáis.

La Hacienda La Piconera os ofrece el servicio de wedding planner para organizar todo desde el principio hasta el final, encargándose de todos los detalles y también os ofrece un oficiante de ceremonia profesional para que vuestro día sea más que especial.

Preguntas frecuentes

¿Cuáles son los espacios más relevantes de las instalaciones?
Jardín, Parking, Zona de juegos infantiles
¿Qué tipo de bodas se ajustan más a tu lugar de celebración?
Boda en la montaña
El banquete/cóctel se puede realizar al aire libre?
Banquete al aire libre, Cóctel al aire libre
¿Cuentas con espacios diferentes para llevar a cabo la ceremonia, el banquete o el cóctel de la boda?
Ceremonia civil
Visita, reserva u opina sobre Hacienda La Piconera y gana hasta 10.000 €

Marca como visitado, reservado o deja una opinión para participar. Más información

Opiniones sobre Hacienda La Piconera

1.0
1 opinión
1 opinión
Profesionalidad
(1)
Calidad/precio
(1)
¿Lo recomiendas?
(1)
Por luis
Dieron servicio en una boda en la que estuve invitado

Pésimo lugar, descuidado y ni de lejos se asemeja a un salón de bodas, si acaso para una fiesta de nochevieja con amigos borrachos.

El cespep brilla por su ausencia. Los zapatos destrozados de andar por chinarros y los trajes completamente empolvados. El local pequeño y sin aire acondicionado. Menos de 40 cm por comensal. Los techos muy bajos y un gran número de ventanales que no se podían abrir, hacía que hubiera un ruido enorme que te impedía conversar hasta con el que tenías a tu lado. La comida se demoraba más de una hora entre plato y plato, por que los camareros no tenían espacio.

Si queréis un día inolvidable, no lo dudeis, este sitio no lo olvidaréis ni vosotros ni vuestros invitados en la vida....

Luis

Notificar abuso

Dirección

Ciudad: 14014

Pedir Información

Suele responder en menos de 24h
Ya has contactado con este proveedor