Publicidad
Consejos para reorganizar tu boda en tiempos de covid, por OceventsConsejos para reorganizar tu boda en tiempos de covid, por Ocevents

Consejos para reorganizar tu boda en tiempos de covid, por Ocevents

Contar con una wedding planner en los tiempos que corren es indispensable para organizar tu boda, sobre todo, ante el riesgo de tener que posponerla. ¡Sigue estos consejos de Ocevents!

Consejos para reorganizar tu boda en tiempos de covid, por Ocevents
Foto: The Fotoshop
  • Wedding planner
  • Sponsored

Muchas parejas se han visto obligadas en los últimos meses a cancelar o posponer la celebración de su boda. ¿Has sido tú una de ellas? Cuando esto ocurre, solo los profesionales saben cómo proceder para reorganizar el enlace. Para ayudarte en tus próximos trámites, hemos hablado con la wedding planner profesional de Ocevents, ¡y estos son sus consejos!

– La clave para reorganizar tu boda es, en primer lugar, aceptar que la celebración va a ser algo diferente a la que habías planificado inicialmente. Pero diferente no significa menos emotivo ni menos bonito ni menos divertido.

– Mantener la calma y saber que hay cosas que no puedes controlar. Intentar durante los meses previos que los ‘disgustos’ de la boda no se conviertan en un monotema, hablarlo, pero sin amargarse. Los preparativos también son un momento que hay que disfrutar.

– Cambiar el chip y ver los cambios como una oportunidad para incluir cosas que inicialmente no se habían incluido porque al ser muchos invitados se os iban de presupuesto, por ejemplo.

¿No te quieres perder las últimas novedades para tu boda?

Suscríbete a nuestra newsletter

– Si no tienes un wedding planner y os veis superados por la presión de cambiarlo todo en el último momento estáis a tiempo de contratar a un profesional del sector para que os asesore, guíe y coordine sobre qué y cómo hacerlo.

– No empezarse a preocupar por los aforos, tamaños de las mesas y confirmación de los invitados hasta un mes antes de la boda ya que las cosas cambian muy deprisa. Lo que servía ayer puede que hoy no sirva.

guardarOcevents wedding planners BarcelonaSolicita información a Ocevents
Foto: The Fotoshop

– Informarse de los cambios a través de medios oficiales.

– En el caso de que los proveedores hagan más de una boda al día, intentarla mover a horario de mañana para quitaros el estrés de estar pendientes de si habrá o no toque de queda.

– Mantener informados a los invitados para transmitirles confianza y seguridad, que sepan las medidas que estáis planeando para que se sientan cómodos.

– Es probable que tengáis que recortar o limitar el número de invitados a causa de las normativas. Al ser menos te permite dedicar más tiempo de calidad a cada invitado y más adelante siempre se puede hacer una fiesta con más gente y revivir la boda. Mucha gente está optando por hacer bodas múltiples o tener dos bodas.

– Puede que tengáis aforos limitados en la iglesia, pero puedes solucionarlo retransmitiendo la ceremonia y luego invitando a la gente al banquete.

– Hay que tener en cuenta que van a fallar más invitados que los que solían fallar antes, ya sea por ‘miedo’ o por imposibilidad de viajar.

– Siempre que el tiempo lo permita, intentar hacer el máximo de cosas en el exterior.

– Tener en cuenta que las mascarillas son un complemento más, que la distancia va a estar presente y que el lavado de manos también. Aprovecharlo para hacer carteles, geles, mascarillas o portamascarillas personalizados.

– Puede que el cóctel de bienvenida tenga que ser sentado.

– Según las restricciones del momento, puede que se tengan que organizar más mesas.

– El espacio puede que os pida tener un listado con todos los invitados que de manera voluntaria firmen un documento conforme no tienen síntomas ni han estado con positivos, por si hubiera un brote en la boda, seguir la trazabilidad.

guardarOcevents wedding planners BarcelonaSolicita información a Ocevents
Foto: The Fotoshop

– Se puede tomar a los invitados la temperatura o incluso hacer test antes de la celebración. No obstante, el hecho de hacer test no exime a nadie de no usar la mascarilla y de no cumplir las medidas de seguridad.

– Las mesas dulces, el atrezzo para fotomatones, arroz para tirar a los novios, etc., tendrá que estar en bolsitas individuales.

– Para los testigos, prever diferentes bolígrafos o gel en la zona de la firma.

– Se puede hacer una boda sin pista de baile, se puede poner la música y montar diferentes reservados como si estuvierais en una discoteca. O podéis buscar otras distracciones para amenizar la sobremesa.

– Si ya habíais enviado o hecho las invitaciones, no es necesario rehacerlas, se pueden reaprovechar o ser eco-friendly y hacerlas en formato digital.

– Tener en cuenta que algunos precios pueden variar ya que puede que sean necesarios más camareros al haber más mesas o al hacer el aperitivo sentados. También puede ser que si habéis cambiado de año los proveedores hayan incrementado ligeramente los precios.

– La decisión es vuestra, no dejéis que vuestro influya en vuestra elección.

– Estar preparados para tener que cambiar cosas la última semana, por eso, la importancia de un profesional del sector que os pueda ayudar y hacer el trabajo sin crearos un estrés adicional innecesario.

– No perder la ilusión. Este es el último consejo de Ocevents, que asegura que “los proveedores del sector tenemos ganas de trabajar y os vamos a apoyar para que se haga todo de la forma más segura posible y que sea inolvidable”.

guardarOcevents wedding planners BarcelonaSolicita información a Ocevents
Foto: The Fotoshop
guardarOcevents wedding planners BarcelonaSolicita información a Ocevents
Foto: The Fotoshop
guardarOcevents wedding planners BarcelonaSolicita información a Ocevents
Foto: The Fotoshop

La boda pospuesta de Ocevents

Estos consejos son los que la experta aplicó para reorganizar su propia boda, de la que nos muestra estas imágenes y que se celebró finalmente el 24 de octubre de 2020. La fecha inicial era el 21 de marzo, la pareja comenzó con ilusión un año antes los preparativos hasta que, pocos días antes de la boda, una pandemia les obligó a paralizar todos sus planes. “A una semana de la boda, con todo listo se decretó el Estado de Alarma, nos quedamos en estado de shock y tuvimos que posponer la celebración”, cuenta.

Tras mirar varias fechas, se decantaron por el 24 de octubre, siete meses en los que vivieron una gran incertidumbre, nervios y contratiempos, pero como la experta asegura, “lo más importante fue no perder la ilusión en ningún momento e intentar mantener la calma”.

guardarOcevents wedding planners BarcelonaSaber más sobre “Ocevents wedding planners Barcelona”
Foto: The Fotoshop
guardarOcevents wedding planners BarcelonaSolicita información a Ocevents
Foto: The Fotoshop
guardarOcevents wedding planners BarcelonaSolicita información a Ocevents
Foto: The Fotoshop
guardarOcevents wedding planners BarcelonaSolicita información a Ocevents
Foto: The Fotoshop

Viendo que las medidas cambiaban tan deprisa, decidieron que hasta septiembre no iban a planear ningún detalle nuevo. “Un mes antes de la boda, me hice una experta en el DOGC (BOE Catalán) para estar al día de todas las restricciones, ya que teníamos claro que no queríamos hacer nada que no estuviera permitido. También empezamos a trazar un plan B y C por si acaso”, detalla.

Un par de semanas antes de la boda, pidieron a los invitados que reconfirmaran la asistencia, informando de las medidas y explicando que comprenderían que hubiera gente con ‘miedo’ a acudir. “La semana antes de la boda, se anunció el cierre de la hostelería en Cataluña. Fue otro duro golpe, pero bueno, decidimos no tirar la toalla y buscar un plan D para casarnos”, comenta.

A la iglesia en la que se dieron el “sí, quiero”, Sant Francesc de Sales, acudió todo el que tuvo la posibilidad y se le permitió viajar. En total, alrededor de 90 personas, siempre respetando las medidas de seguridad. Para la gente que no pudo presenciar el momento, retransmitieron la ceremonia por streaming, una manera de hacerles formar parte de un instante como tal.

La ceremonia fue muy emotiva y el magnífico equipo de The Fotoshop se encargó de inmortalizar en forma de foto y vídeo cada momento. Tras ello, se dirigió hacia el Hotel Fairmont Rey Juan Carlos I la familia cercana (11 adultos y 4 niños), repartidos en tres mesas para cumplir la normativa del momento. Además, se alojaron en el hotel, evitando así desplazamientos innecesarios.

guardarOcevents wedding planners BarcelonaSolicita información a Ocevents
Foto: The Fotoshop
guardarOcevents wedding planners Barcelona
Foto: The Fotoshop
guardarOcevents wedding planners BarcelonaSolicita información a Ocevents
Foto: The Fotoshop

Cambios realizados en la celebración de la boda 

Fueron muchos los cambios que tuvieron que hacer, pero aún así, aseguran que contaron con casi todo lo que detallaron en la boda inicialmente planeada, solo que readaptando el formato. Quizás os estéis preguntando qué tuvieron que cambiar y adaptar, lo siguiente:

  1. Debido a las restricciones, solo se pudo peinar en la peluquería, pero no maquillar. Fue una de sus hermanas quien le realizó el maquillaje.
  2. El verso del padrino se hizo por videoconferencia. En este caso, el ramo lo trajo la floristería, pero hicieron la sorpresa de que el amigo del novio leyera a la novia unas palabras por videoconferencia.
  3. Los invitados mantuvieron la distancia y llevaron mascarilla en todo momento y no hubo ni un solo contagio.
  4. Como detalle de boda, regalaron botes de gel hidroalcohólico personalizados y mascarillas de repuesto.
  5. Hicieron carteles personalizados indicando las medidas de una forma cercana.
  6. Para el momento de la firma, dieron un boli y un gel a cada testigo para que nadie tuviera que compartir.
  7. Retransmitieron la ceremonia por streaming para que todo el mundo se pudiera sentir cerca de ellos.
  8. Cambiaron las pompas de jabón por vasitos individuales de pétalos de rosa blanca y hojas de olivo.
  9. El banquete fue íntimo, de 14 personas.
  10. Recibieron muchas videollamadas de gente que no había podido viajar y detalles inesperados.
  11. Cambiaron el destino de la luna de miel. Inicialmente se iban a Filipinas y lo cambiaron por una escapadita a la maravillosa isla de Lanzarote.
guardarOcevents wedding planners BarcelonaSolicita información a Ocevents
Foto: Ocevents
guardarOcevents wedding planners BarcelonaSolicita información a Ocevents
Foto: The Fotoshop
guardarOcevents wedding planners BarcelonaSolicita información a Ocevents
Foto: Ocevents

La experta de Ocevents recomienda a las parejas que “no se empiecen a preocupar por las restricciones hasta que quede un mes aproximadamente ya que es algo muy cambiante. A tiempo de posponer siempre se está, no merece la pena precipitarse y aplazar a 8 meses vista porque quizás luego llega la fecha y sí que os podríais haber casado. Con un mes de antelación y la ayuda de los proveedores y profesionales del sector hay tiempo más que suficiente para buscar planes B, C y readaptar una boda entera. Contar con la ayuda de un profesional es fundamenta, ya que estar cada semana pendiente de las medidas y aforos es algo muy agotador psicológicamente”.

La decisión tiene que ser una decisión de la pareja, no os dejéis presionar por el entorno, ni os desilusionéis. ¡Es vuestro día y vosotros lo tenéis que celebrar cómo y cuándo os apetezca! ¡Ánimo a todas las parejas que estáis pasando por esta época tan incierta!

Organización de boda: Ocevents | Flores: Ros Arte Floral | Fotografía y vídeo: The Fotoshop | Almuerzo: Hotel Fairmont Rey Juan Carlos I | Vestido novia: Jordi Anguera | Complementos novia: Tocador de la novia | Traje de novio: Toni Barceló | Iglesia: Sant Francesc de Sales

Selecciona a los proveedores que quieres contactar

Ocevents Wedding planners
The Fotoshop Fotógrafos bodas
Jordi Anguera Novias Diseñadores de novia
Toni Barceló Tiendas novio