¿Niños en tu boda? Las razones de por qué sí o por qué no

Uno de los dilemas cruciales a los que toda pareja se enfrenta en la organización de la boda es la elaboración de la lista de invitados. Este será uno de los momentos donde los novios deben afrontar el inicio de sus primeras decisiones en pareja, contando, además, con que recibirán aportaciones y opiniones de todos los allegados…

Si, además, sumamos el tema de los niños, la cosa se complica. ¿Dudas si deberías invitarlos o no? Analizamos en este post los pros y los contras.

Alicia Nacenta
Foto: Alicia Nacenta

Sí, quiero invitar niños a mi boda porque…

1. Los niños son la alegría personificada. Repartirán color, ternura y entusiasmo por donde pasen. Son encantadores y, no hay duda, de que ponen el toque tierno y emotivo en cualquier celebración.

2. Los padres que deseaban que éstos les acompañasen se sentirán satisfechos y felices mientras que los que tenían pensado ir solos, siempre podrán contratar una  niñera o dejarlos con su familia. Hay algunos para los que es fundamental acudir con ellos pues no conciben ir a un evento importante sin que su familia al completo esté presente. Ese perfil de invitado, puede no entender la decisión de no invitarlos y, por ello, molestarse o incluso plantearse no ir a la boda.

Monique Taylor
Foto: Monique Taylor

3. Si lo organizas bien, los propios niños lo pasarán genial y recordarán el evento con mucho cariño. Disfrutarán al máximo junto a sus compañeros de mesa desde el primer minuto y se divertirán como nunca. Descubre cómo entretenerlos: tipis divertidos, talleres de cocina, rincones temáticos DIY… Además, no olvides en caso de que haya bebés, habilitar una sala especial para que sus padres puedan atenderlos cuando sea necesario.

4. Los niños más mayores, además, pueden ayudarte en distintos aspectos de la boda generando ideas creativas para el enlace.

5. Otorgarán al enlace positividad e ingenuidad, creando situaciones inesperadas que pueden resultar divertidas y anecdóticas. Coloca un photocall para ellos con photobooth infantil con el fin de que puedan pasar allí los ratos más divertidos y llevarse fotos de recuerdo junto a sus amiguitos.

Kristyn Hogan
Foto: Kristyn Hogan

No, no invitaré niños a mi boda porque…

1. Mi presupuesto es muy ajustado. En este caso, hemos de reconocer que un menú infantil cuesta casi lo mismo que uno normal. Hay que sumarle el gasto del animador (muy recomendable en bodas con niños) y otros elementos de juego como puede ser un castillo hinchable o similar. Lo ideal sería contratar un paquete específico infantil para bodas. Lo podréis encontrar en muchas empresas tanto de animación como de wedding planners, La Perfecta Prometida, por ejemplo, cuenta con este servicio.

Natalia Ibarra Photographer
Foto: Natalia Ibarra Photographer

2. Debo limitar mi número de invitados. Si vuestra lista es reducida y la mayoría de los que acuden tienen niños, tendríais que eliminar a otras personas de la lista (que quizá también son muy importantes para vosotros). Normalmente, el niño (a no ser que sea muy cercano) no valorará su asistencia a la boda como algo tan especial como el adulto.

3. Un niño, al no conocer las normas sociales a las que ya los adultos estamos tan acostumbrados, puede interrumpir momentos relevantes como silencios o palabras importantes de los novios, irrumpir a llorar, etc.

Javi García Photography
Foto: Javi García Photography

En el caso de que decidas no invitar a niños a tu boda, se recomienda quedar con la familia y explicarle los motivos por los que se ha tomado esta determinación (normalmente económicos). Si son amigos o familiares que os aprecian, sin duda, entenderán vuestra postura.

Como ves, es una cuestión muy personal e importante, un tema para hablar con tranquilidad con tu pareja. Es fundamental que estéis de acuerdo con la decisión que toméis ya que podréis encontrar ciertos invitados que debatan públicamente vuestra determinación y, si no lo tenéis claro desde el principio, puede hacer que os sintáis presionados por el entorno.

En el caso de que decidáis invitarlos, descubrid 6 ideas originales para entretenerlos y cómo vestirlos para una boda.

Contacta con las empresas mencionadas en este artículo

Más información sobre

Escribir un comentario

Foto: No sin Valentina
Boda con niños: 3 momentos en los que hacerles protagonistas
¿Tenéis pensado llevar a cabo una boda con niños? No les dejéis en segundo plano, os damos algunas ideas que os pueden resultar interesantes para los preparativos, ceremonia y celebración.
Los momentos más adorables de los niños en las bodas: ellos no entienden de protocolo
Los momentos más adorables de los niños en las bodas: ellos no entienden de protocolo
Si hay algo en lo que merece la pena que un fotógrafo de boda ponga la mayor atención es en los invitados más peques. Ellos inspiran la ternura que un evento como tal requiere y destacan por su inocencia y su naturalidad.
¿Boda sin niños?: aquí las ventajas e inconvenientes para decidirte
¿Boda sin niños?: aquí las ventajas e inconvenientes para decidirte
Porque en esta vida no todo es blanco o negro, te ofrecemos esta gama de grises para que llegues a una conclusión.

Crea gratuitamente una web perfecta para tu boda

100% personalizable y con cientos de diseños para elegir. Ver más diseños >

¡Tu empresa también puede estar en Zankyou!
Si tienes una empresa de bodas o eres un profesional, Zankyou te ofrece la oportunidad de dar a conocer tus servicios a miles de parejas de novios que nos eligen para organizar su boda en 23 países. Más información